Blog de Borja Fdez. Burgueño

Blog especializado en derecho administrativo, derechos humanos, asilo y protección internacional.

Refugiado de Costa de Marfil. El CENDOJ vulnera su confidencialidad

SENTENCIA DEL ts 2156/2016 DE 4 DE OCTUBRE de 2016 (ROJ: STS 4331/2016)

– Excma. Sra. Dª María Isabel Perelló Domenech

Antecedentes de hecho:

Solicitante denegado de Costa de Marfil que alega persecución por parte del FRCI. Solicita protección internacional y subsidiariamente autorización por razones humanitarias derivadas de los conflictos y disturbios políticos graves y de la guerra civil en el país del recurrente.

Fundamentos de Derecho:

Confirma que los informes del ACNUR tienen una “validez indiscutible”.

“El criterio jurisdiccional se ha fundado en los sucesivos informes del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), que poseen una validez indiscutible”

La AN sostuvo que las razones humanitarias tienen que estar vinculadas a un riesgo real de desprotección por razón de conflictos o disturbios graves de carácter político, étnico o religioso.

“Las razones humanitarias no se refieren a cualquier razón de tipo humanitario, sino que necesariamente tienen que estar vinculadas a un riesgo real de desprotección por razón de conflictos o disturbios graves de carácter político, étnico o religioso. Debe apreciarse, pues, si existen razones o circunstancias incompatibles con el disfrute de los derechos inherentes a la persona, caso de que éstos tuvieran que volver a su país. Las razones humanitarias, según los términos establecidos en la Ley, aun cuando se interprete la expresión ampliamente, deben ser suficientemente precisas en relación con la situación personal del interesado y la situación del país de origen o procedencia, pues no atienden a razones de humanitarismo imprecisas o genéricas.”

Por su parte, el TS casa y confirma tal interpretación alegando que:

“Por lo demás, y en lo que se refiere a la autorización de permanencia en España por razones humanitarias, conforme a los parámetros de enjuiciamiento expuestos, no se advierte que la Sala de instancia haya infringido la normativa reguladora del derecho a la protección subsidiaria, pues ha ponderado que no existe un riesgo actual y vigente de sufrir persecución por razones de índole política o por su pertenencia a la etnia Béte si retorna a su lugar de residencia en Costa de Marfil, pues lo relevante, a estos efectos, es constatar la existencia de un riesgo real de sufrir algunos de los daños graves previstos en el artículo 10 de la mencionada ley de asilo, para lo que es exigible aporte algún indicio sobre que en su caso singular se produciría aquel riesgo, lo que no sucede en este caso.”

OBSERVACIONES: El TS no acierta al exigir un vínculo entre las razones humanitarias y la existencia de un riesgo real de desprotección por razón de conflictos o disturbios graves de carácter político, étnico o religioso. No obstante, no hay que olvidar que el TS ha señalado en repetidas ocasiones que no es necesaria la existencia de dicho vínculo. En este sentido, la Sentencia del TS 1973/2016 de 26 de julio (roj: STS 3836/2016), confirmó que:

“La permanencia por razones humanitarias debe estar fundada en circunstancias excepcionales que han de ser alegadas y acreditadas por quien las invoca, pero no necesariamente vinculadas con una situación de riesgo, conflicto o inestabilidad en el país de origen, pudiendo estar relacionadas con la situación personal del solicitante de asilo en nuestro país y la degradación o empeoramiento que le supondría su vuelta al país de origen.”

OBSERVACIONES: A más abundamiento, la Sentencia parece confundir las causas de concesión de la autorización por razones humanitarias, que gozan de cierto margen de discrecionalidad, con la concurrencia de los daños graves previstos en el artículo 10 de la Ley de Asilo, relativos a la protección subsidiaria.

OBSERVACIONES: Los desaciertos de esta sentencia no se limitaron a cuestiones de índole jurídica, sino que, además, se puso en grave peligro al solicitante de asilo, quedando expuesta su identidad durante varios días. Si bien en el contenido de la Sentencia se menciona al interesado bajo la protección de un seudónimo, el buscador de jurisprudencia del Consejo General del Poder Judicial (CENDOJ) reveló su identidad en abierto:

cendoj.jpg

Tras el paso de varios días, el Consejo General del Poder Judicial detectó el error y corrigió la indexación de la sentencia, protegiendo, por fin, la confidencialidad del interesado.

FALLO: RECURSO DESESTIMADO

Ver comentario de la sentencia en su contexto:

El comentario a esta sentencia se encuentra en el boletín de jurisprudencia de protección internacional de CEAR, disponible online en: https://www.cear.es/sections-post/servicio-juridico/

portada segundo semestre 2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en julio 19, 2017 por en Derecho de los Refugiados y etiquetada con , , , .
A %d blogueros les gusta esto: