Blog de Borja Fdez. Burgueño

Blog especializado en derecho administrativo, derechos humanos, asilo y protección internacional.

Sentencia del TS sobre la valoración del relato de persecución en frontera

Sentencia DEL TS 1835/2016 DE 18 DE JULIO de 2016 (ROJ: STS 3748/2016)

–  Excma. Sra. D. ª María Isabel Perelló Domenech

Antecedentes de hecho:

Relato: Periodista argelino que, tras visitar un campo de refugiados en Marruecos, es detenido y entregado a los servicios secretos argelinos. Alega que ha sido torturado en un centro de seguridad militar en Argel, condenado por un tribunal militar a 4 meses en prisión, trasladado a Tizi Ouzou donde estuvo en prisión un año y medio y condenado, según el artículo 65 del Código Penal Argelino, por brindar información y documentos a potencias extranjeras a 10 años de prisión, de los que estuvo 6 años y medio en la cárcel. La OAR cuestiona la veracidad de este relato por lo que deniega la solicitud en frontera (Barajas) de acuerdo con el informe desfavorable del ACNUR.

Fundamentos de Derecho:

Citando la STS de 27 de marzo de 2013 (RC 2429/2012), el Supremo señala que las causas de denegación en frontera han de ser interpretadas de forma restrictiva.

“Así las cosas, resulta -y esto es lo relevante- que cuando se acuerda la denegación por el cauce del artículo 21.2º, nos hallamos ante una resolución denegatoria acordada mediante un procedimiento brevísimo que comporta una patente disminución de garantías para el solicitante, y que por mucho que se intitule “denegación” reviste una funcionalidad u operatividad práctica cercana a las resoluciones de inadmisión, dado que excluye las reglas del procedimiento ordinario y también las del procedimiento de urgencia (iguales a las del ordinario salvo en la reducción a la mitad de los plazos), y más concretamente excluye la intervención de la CIAR, determinando al fin y a la postre que la solicitud sea rechazada sin haber llegado a ser analizada a fondo. Obvio es que un rechazo tan expeditivo de las solicitudes de asilo reclama una aplicación prudente y restrictiva, en términos similares a los que la antigua jurisprudencia exigía para las causas de inadmisión del artículo 5.6 de la Ley de Asilo de 1984, justamente por la señalada limitación de garantías que comporta.”

En la fase de admisión a trámite en frontera no se puede pretender realizar un estudio detenido del relato, ya que esto pertenece a la fase de instrucción

Como hemos expuesto en nuestras precedentes sentencias, lo que no resulta de recibo es tratar de ampliar esta restringida vía procedimental del artículo 21.2.b) so pretexto de su calificación formal como “denegación” utilizándola para despachar una solicitud de asilo cuya inverosimilitud, incoherencia o carencia de fundamento no se revele obvia o patente ya en un primer examen, ni rechazar con base en este precepto una solicitud de asilo con el argumento de que no aparece respaldada por prueba indiciaria suficiente, pues tanto el estudio detenido del relato como el juicio sobre su respaldo probatorio son cuestiones que trascienden de la limitada funcionalidad de ese trámite del artículo 21.2.b) y sólo pueden ser abordadas tras admitir a trámite la solicitud y en el curso del expediente de asilo correspondiente.

Fallo: Ha lugar y estimación de la pretensión (admisión).

Ver comentario de la sentencia en su contexto:

El comentario a esta sentencia se encuentra en el boletín de jurisprudencia de protección internacional de CEAR, disponible online en: https://www.cear.es/sections-post/servicio-juridico/

portada segundo semestre 2016

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en junio 7, 2017 por en Derecho de los Refugiados y etiquetada con , , .
A %d blogueros les gusta esto: